Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

Rolls-Royce se une al proyecto para diseñar un avión supersónico de pasajeros

El fabricante de automóviles británico se ha unido a la carrera iniciada por la compañía Boom Supersonic para realizar el primer vuelo de prueba del avión supersónico comercial más rápido del mundo antes de que acabe el año.

Este modelo, que se ha bautizado como Overture, sería capaz de volar a una velocidad que doblaría la del sonido (Mach 2,2) y contaría con una autonomía de 5.180 millas, lo que implica que podría realizar el trayecto Londres-Nueva York en tres horas y media.

Desde el departamento de estrategia de Rolls-Royce han recalcado su interés en este terreno y especialmente en aeronaves que apuesten por la sostenibilidad, algo que se considera prioritario si el Overture espera resultar viable a nivel financiero. También han señalado que su propia experiencia como proveedores de motores para aviación civil y su historial colaborando con Boom serán de gran ayuda a la hora de convertir este ambicioso proyecto en una realidad.

El fundador de la compañía ha celebrado esta colaboración reconociendo que les ayudará a conseguir su objetivo último: que los vuelos supersónicos resulten asequibles para (casi) todos los bolsillos.

Contenido patrocinado