Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

El Mobile World Congress sobrevive a una primera reunión de urgencia

La organización del Mobile World Congress de Barcelona, la feria más importante del sector de la telefonía móvil cuya presente edición debería celebrarse entre los días 24 y 27 de este mes de febrero, ha convocado una reunión de urgencia este miércoles para valorar la posibilidad de que, finalmente, tenga que cancelarse debido al aluvión de empresas participantes que han abandonado el evento en los últimos días a cuenta de los riesgos derivados de la propagación del coronavirus.

Aunque el ayuntamiento de Barcelona sigue insistiendo en que "no hay razones de salud pública" que hagan necesaria la suspensión de la feria, una postura que hoy mismo han defendido tanto el Ministerio de Sanidad español como la consejería catalana del mismo ramo, la sociedad GSMA, responsable del congreso, ha reconocido que no tendría demasiado sentido celebrar el evento sin la presencia de sus principales invitados.

Según las fuentes consultadas por el diario El País, de momento los organizadores han decidido mantener intactos los planes que se manejaban antes de que el brote mundial de esta enfermedad provocara, en un primer lugar, la deserción de la multinacional Sony.

Desde entonces, se ha producido una avalancha de retiradas entre las que destacan las protagonizadas por Facebook, Intel, Cisco, Vodafone, Nokia, Orange y Deutsche Telekom, una tendencia que no ha dejado de agravarse con el paso de los días y que, en consecuencia, llevará a los responsables del MWC a reunirse de nuevo este viernes para, esta vez sí, tomar una decisión definitiva sobre esta -ya gravemente debilitada- edición de 2020.

Contenido patrocinado