Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

El Reino Unido prueba su primer sistema de control aéreo completamente digital

El aeropuerto de Cranfield, en el condado inglés de Berdforshire, acaba de estrenar el primer sistema de control aéreo completamente digital que se implanta en el Reino Unido, lo que ha conllevado la sustitución de los típicos ventanales de las torres de control por un conjunto de pantallas de alta definición que ofrecen información en tiempo real de la ubicación de las aeronaves y sus horarios de despegue y aterrizaje, así como de los trayectos a realizar.

Evidentemente, esta tecnología precisa de un sinfín de cámaras y sensores desplegados a lo largo y ancho de las diversas pistas con las que cuenta el aeropuerto, cuyos controladores ya no se verán tan limitados por las condiciones de visibilidad adversas que se desprenden de los días lluviosos o de la característica niebla matutina que define a ciertas zonas de las islas británicas.

De forma más concreta, en las citadas torres se han instalado catorce pantallas que rodean por completo la cabina y cuya imagen puede ser ampliada y reducida a gusto de los profesionales, quienes además tienen a mano toda la información técnica y meteorológica que tan necesaria les resulta para poder realizar su trabajo con total eficacia.

"Este es un momento histórico para el sector de la aviación comercial en el Reino Unido y deja patente que el futuro de la industria pasa por invertir en tecnología de última generación para sacar el máximo provecho al talento y a la experiencia de los profesionales", ha declarado Johan Klintberg, director gerente de la división aeroportuaria del gigante de la tecnología Saab, firma responsable de un proyecto que ahora pretende exportar a otros aeropuertos del país.

Contenido patrocinado