Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

Serbia se reduce

En Serbia eran todo buenas noticias y fiesta hasta el día de la verdad. Después de dar cuatro exhibiciones, los hombres de Aleksandar Djordjevic cayeron estrepitosamente contra España (81-69) en un duelo en el que se le vieron las costuras al que, en teoría, comenzaba a ser único candidato al título junto a Estados Unidos.

Los de Sergio Scariolo supieron, a base de una defensa descomunal, acabar y desquiciar con el talento de unos jugadores que por momento parecían completamente diferentes a los que días anteriores firmaban auténticas palizas ante todos sus rivales. Así, un equipo que promediaba 103 puntos por encuentro en el Mundial de Baloncesto 2019, se quedó en 69.

A partir de aquí, el hecho de ser el segundo del Grupo J le complica el camino a los de Djordjevic tanto que, si nada cambia, podrían caer antes de lo previsto. En cuartos de final le estará esperando una Argentina que llega invicta y en una muy buena línea. Teóricamente los serbios son mejores y deberían pasar, pero ya se vio frente a España que no todo lo que reluce es oro.

Después, si las cuentas salen como se espera y los Estados Unidos no juegan al despiste en su grupo, lo normal y más lógico es que Serbia tenga que enfrentarse en semifinales contra los actuales campeones, que siguen invictos y demostrando que tienen muchas posibilidades de lograr de nuevo el título.

Por último, si ya hubieran salido indemnes de estos dos lances, a los de Djordjevic les estaría esperando en la final otro "coco". España, Francia, Australia o Grecia son las que más posibilidades tendrían en un principio para llegar hasta ahí y ser uno de los candidatos al título en China.

Contenido patrocinado