Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

Los coches voladores serán una realidad en cinco años

Las dos grandes carreras en las que parecen haberse centrado en los últimos años los fabricantes de automóviles son, por una parte, perfeccionar la tecnología que permita llevar a las carreteras los vehículos autotripulados de manera segura y, por otra, sacar al mercado el primer coche volador.

Aunque esa última meta pueda sonar algo lejana y más propia de una película de ciencia ficción, lo cierto es que el director general del departamento de drones de Intel Anil Nanduri -toda una autoridad en el sector- está convencido de que en menos de media década comenzarán a verse los resultados de todos los avances que se han venido realizando en ese campo.

"Sin duda alguna comenzaremos a ver coches voladores en unos cinco años. ¿A gran escala? Probablemente no, pero definitivamente comenzaremos a verlos surcando los cielos", ha afirmado.

Pese a reconocer que aún quedan muchos problemas de ingeniería por solventar, relacionados con la duración de las baterías o la contaminación acústica, a Nanduri no le cabe ninguna duda de que ese medio de transporte es el futuro al suponer la única solución a los problemas de tráfico que cada vez afectan a más grandes ciudades.

Por el momento, los pesos pesados del mercado ya se han puesto manos a la obra para convertir sus predicciones en una realidad: la compañía británica Rolls-Royce ya anunció a mediados del año pasado que había desarrollado un nuevo sistema de propulsión con el que esperan comercializar el primer taxi volador en algún momento de la próxima década, y también han unido fuerzas con Aston Martin para crear el "deportivo volador del futuro" que será un vehículo híbrido con espacio para tres personas.

Contenido patrocinado