Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

El parlamento británico recurre a 'poderes extraordinarios' para hacerse con información confidencial sobre Facebook

El parlamento británico recurre a 'poderes extraordinarios' para hacerse con información confidencial sobre Facebook

El escándalo derivado de las informaciones que apuntaban a Cambridge Analytica -desarrolladora de varias aplicaciones ligadas a Facebook- como la principal responsable del trasvase ilegal de datos privados de los internautas a campañas políticas destinadas a facilitar la victoria, por ejemplo, de Donald Trump en Estados Unidos o del Brexit en el Reino Unido, ha llevado al parlamento de este último país a recurrir a ciertos "poderes extraordinarios" para investigar a fondo el grado de responsabilidad de la red social en semejante entramado.

Hay que recordar que, a diferencia de lo que ocurrió en el Congreso estadounidense, el fundador y director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, se negó a comparecer en la comisión parlamentaria constituida a tal efecto en Londres pese a haber sido convocado personalmente por sus responsables. Precisamente como consecuencia de ello, el órgano legislativo ha ordenado requisar unos documentos internos asociados a la compañía en los que, según publica el diario The Guardian, se encontrarían "revelaciones significativas" sobre el papel jugado por la plataforma a la hora de facilitar estas filtraciones.

Según el mismo periódico, un agente de policía se personó este fin de semana en el hotel donde se alojaba el que fuera principal responsable de la ya desaparecida firma de software Six4Three -supuestamente también implicada en estas actividades ilícitas- para forzarle -bajo amenaza de multa e incluso de un posible arresto- a entregar varios informes que detallarían el tipo de relación existente entre las tres compañías y que, además, contendrían correspondencia privada entre sus máximas figuras.

Por el momento la respuesta de Facebook a tan llamativa maniobra se ha limitado a señalar las hipotéticas infracciones que podrían derivarse de ella, aduciendo para ello que un tribunal californiano es el único competente ahora mismo en la investigación del caso. Sin embargo, fuentes de la mencionada comisión parlamentaria han asegurado a The Guardian que todas sus acciones se enmarcan en el ámbito de la más estricta legalidad.

Contenido patrocinado