Por favor active JavaScript para poder aprovechar la funcionalidad completa de GMX.

Croacia, a mantener sensaciones

No cabe duda de que una de las sensaciones de la Copa del Mundo 2018 está siendo Croacia. Los balcánicos han arrasado en su Grupo D donde se han impuesto en los tres partidos que han disputado, obteniendo una diferencia de goles de +6 (7-1).

Su liderato en ese grupo le ha permitido estar en el cuadro teóricamente más fácil, por lo que tienen una gran oportunidad para pelear por el título, siendo su primer rival una Dinamarca que se ganó por méritos propios estar en octavos.

Ambos conjuntos juegan un fútbol muy similar, pues lo basan todo al bloque y al equipo, dejando a un lado las individualidades que puedan tener en sus plantillas. Ninguno suele presionar arriba y, encima, tampoco pretenden dominar con el balón, pues normalmente su juego es muy vertical y poco horizontal, lo que facilitará en gran medida que haya ocasiones.

El hombre a seguir en Dinamarca será una vez más Christian Eriksen, el encargado de poner la pausa y la calidad en los metros finales. El futbolista del Tottenham Hotspur no está brillando como se esperaba en este inicio de campeonato, peor ha participado de manera directa en los dos únicos goles que ha marcado su equipo, lo que demuestra su incidencia.

Precisamente a este es al que tendrán que parar desde Croacia, pues si consiguen desconectar a Eriksen del juego, los daneses sufrirán de lo lindo para poder hacer daño a uno de los bloques con mejor defensa de la Copa del Mundo. Para ello, tendrá que volver a resaltar el trabajo de hombres como Luka Modric o Iván Rakitic en el centro del campo, en un trabajo similar al que hicieron sobre Lionel Messi, evitando que este cogiera la pelota cerca del área. Si lo consiguen, tendrán medio pase a cuartos garantizado.

Contenido patrocinado